El año pasado, el gasto del Gobierno de Navarra en la adjudicación de obras de conservación y de mejora de carreteras ascendió a 110,5 millones de euros, la mayor cifra de los últimos diez años, según datos facilitados por el departamento de Cohesión Territorial. Con respecto a 2020, se multiplicó por 11, pero hay que recordar que ese año comenzó la pandemia y se paralizó temporalmente toda actividad no esencial.

Lee toda la información del Diario de Navarra *Beatriz Arnedo