La Comunidad de Madrid invertirá, en los dos próximos años, cinco millones de euros para mejorar la accesibilidad peatonal de la red de carreteras autonómicas. La inversión irá destinada a construir nuevas aceras y sendas peatonales y ciclistas para favorecer la llegada a las paradas de autobús, instalaciones deportivas, urbanizaciones y zonas urbanas.

La Dirección General de Carreteras de la Consejería madrileña de Transportes e Infraestructuras ha dividido los trabajos en cuatro zonas que atraviesan las vías de la región: el noreste, delimitado por la A-1 y A-2; el sureste, por la A-2 y A-5; oeste, por la A-5 y A-6/AP-6, y noroeste, por la A-6/AP-6 y la A-1. Cada uno de ellos tendrá una cuantía superior a 1,2 millones de euros.

Ver toda la información