La industria del transporte es la fuente de emisiones mundiales que más rápido crece: en la actualidad, genera alrededor del 25% del total de CO2 liberado al medio ambiente. Mientras que muchos otros sectores ya reducen sus emisiones año tras año, el transporte va en dirección contraria y amenaza con socavar los objetivos del Acuerdo de París. El Informe de Movilidad 2021 de Kapsch TrafficCom ilustra los retos actuales del transporte y muestra cómo afrontarlos.

Aunque el impacto inmediato de la pandemia de COVID-19 en las emisiones fue «positivo», la situación está volviendo a la normalidad rápidamente. No sólo el tráfico ha vuelto a los niveles prepandemia en muchas ciudades y países, sino que los estudios también muestran que mucha gente está menos dispuesta que antes a usar el transporte público debido al riesgo de contagio, lo que se traduce en una mayor demanda en las redes viarias. Dado que la dependencia del vehículo privado sigue creciendo en todo el mundo, ninguna autoridad municipal o vial puede dormirse en los laureles en lo que al incremento de las emisiones se refiere.

Más información