Hikvision ha agregado a su línea de cámaras DeepinView lo que ha dado en llamar la subserie Dedicada. Según la compañía, este nuevo sistema carga, en cada unidad, un lote de algoritmos de aprendizaje profundo impulsados ​​por inteligencia artificial que se utilizan en dos categorías distintas.

La primera responde al análisis de los vehículos, y hace posible que las cámaras combinen el reconocimiento automático de matrículas con el reconocimiento de atributos de los mismos, incluidos color, marca y la dirección del movimiento. Esta nueva tecnología está pensada para su instalación en las calles de la ciudad y en las entradas de aparcamientos y edificios.

Los modelos de la segunda categoría tienen seis algoritmos de aprendizaje profundo, intercambiables en una carcasa de cámara, que incluyen reconocimiento facial, conteo de rostros y gestión de colas. Esto significa que los usuarios pueden habilitar un algoritmo manualmente para un uso exclusivo y luego cambiarlo según sea necesario.

“La incorporación de algoritmos intercambiables es un paso importante para que Hikvision adopte el desarrollo de su producto de inteligencia artificial”, dice Frank Zhang, Presidente del Centro Internacional de Productos y Soluciones de Hikvision.

Leer la noticia completa en ITS International