FCC, grupo que dirige Pablo Colio, en alianza con la italiana Webuild y la austriaca BeMo Tunnelling, ha sido seleccionado por National Highways como ofertante preferente (‘preferred bidder’) para ejecutar el contrato de 1.250 millones de libras esterlinas (1.476 millones de euros) para la construcción del túnel y de las obras principales de la A303 de Amesbury a Berwick Down, pasando por Stonehenge.

La solicitud de planificación de este proyecto de transformación está aún pendiente de que el secretario de Estado de Transportes del Reino Unido se pronuncie de nuevo, tras la anulación de la decisión de conceder la Orden de Autorización del Desarrollo.

Mientras tanto, y para garantizar el cumplimiento de los plazos del programa, National Highways ha seleccionado al consorcio MORE, formado por FCC Construcción, WeBuild y BeMo Tunnelling, como su contratista preferente para las obras. Para el diseño, MORE ha contratado a un consorcio de diseño integrado por Atkins, Jacobs y la ingeniería vasca Sener.

Ver información completa de El Economista *Javier Mesones