La rehabilitación de los terrenos industriales abandonados ofrece un gran potencial para el desarrollo de las ciudades. Para su transformación, es necesario poner en marcha grandes obras en las que, además de la información y la señalización para garantizar la seguridad, es esencial mantener el flujo de tráfico de los vehículos.

En este contexto, Lacroix City ofrece su semáforo de obra Millenium para contribuir a la protección de los usuarios de las carreteras y de los trabajadores, así como a organizar y mejorar el flujo del tráfico durante las obras.

El semáforo de obra Millenium de LACROIX City está disponible en dos versiones, incluida la smart, que permite reducir los atascos gracias a su radar de detección de vehículos integrado y a la sintonización de sus ciclos con el tráfico real, que disminuyen el tiempo de espera y mejoran la fluidez de la circulación.

Leer noticia completa en eSmarcity.es