El nuevo viaducto de las obras del Nudo Norte se abrirá al tráfico esta noche y permitirá la conexión directa entre la carretera de Colmenar (M-607) y el paseo de la Castellana. Se elimina así el trenzado viario entre esta carretera, a la altura del Hospital Universitario Ramón y Cajal, y la M-30 desde la avenida de la Ilustración para aquellos vehículos que se dirigen hacia el Nudo Norte en dirección al paseo de la Castellana o a la M-11/M-30.

La ejecución de esta obra de ingeniería permitirá el flujo directo del tráfico proveniente de la M-607 desde zonas densamente pobladas como Tres Cantos, Montecarmelo, Mirasierra o Herrera Oria al paseo de la Castellana. Los vehículos que transiten por la M-30 desde la avenida de la Ilustración continuarán circulando sin interferencias, pudiendo dirigirse al paseo de la Castellana por la salida actualmente en uso en el entorno del Hospital de La Paz.

Se estima que circularán 20.000 vehículos diarios. Este es uno de los cuatro trenzados viarios que se eliminarán con la remodelación del Nudo Norte y que serán sustituidos por el viaducto abierto hoy y por otros tres pasos inferiores que confluirán a distinto nivel.

Seguir leyendo