La continua apuesta de Sevilla por la bicicleta mediante la ampliación de la red de vías ciclistas, la mejora del servicio de bicicleta pública y las medidas de estímulo para su uso deben de ir acompañadas de la ampliación de otros elementos indispensables como son los aparcamientos de bicicletas. La División de Movilidad, Industrial y Limpiezas de API Movilidad ha sido adjudicatario del contrato que incluye el suministro de 1.625 ´bicicleteros`. El modelo elegido presenta ventajas como el coste reducido, la facilidad de transporte, carga y descarga o la posibilidad de adaptación al espacio disponible.

Además, si la separación entre arcos no es menor de 70 centímetros posibilita aparcar dos bicicletas en cada arco, lo que abarata los costes y permite poner candado en ambas ruedas.

El modelo a suministrar estará fabricado con tubo de acero galvanizado de diámetro 50 mm y 1,5 mm de espesor, embellecedor de anclaje y espacio central en tubo rectangular de 120x40x2 mm del mismo material, sobre el que irá remachado en seis puntos cartel vinílico en cuatricromía que contenga logotipos, así como código de cinco dígitos para la numeración e inventario del elemento.